Las propiedades alimenticias y medicinales de la flor de Jamaica la hacen aceptable en muchos lugares del mundo sin importar su clima, se toma como agua fresca o como té.

La Jamaica es antiparasitaria, diurética y ligeramente laxante. Ayuda al proceso digestivo y renal, es útil para bajar de peso y para controlar el grado de colesterol.